¿Te ha ocurrido que tú mismo deseas pintar alguna área de tu casa y te queda hecho un desastre? Pintar es un arte y, como todos los oficios, tiene sus técnicas y trucos a seguir. Si estás pensando en pintar la fachada de tu casa, lo primero que necesitas saber es que la forma de pintar una fachada dependerá del tipo de pared que tengas.

En este artículo conocerás sobre qué necesitas saber previamente para preparar la fachada a pintar, cómo preparar la fachada, un pequeño paso a paso con sus trucos para pintar la fachada correctamente y consejos finales que te serán de gran utilidad.


¿Qué necesitas saber previamente para preparar la fachada a pintar?

Antes de iniciar con el preparado de la fachada a pintar, necesitas elegir el o los colores a usar con el tipo de pintura para exteriores, recordando que lo ideal es retocar cada tres años para que siempre se vea en buen estado.

Además, es indispensable tener todos los materiales a mano antes de iniciar. Los materiales que debes tener son:

  • Plástico o papel periódico para cubrir el suelo.
  • Rodillo (para superficies lisas o rugosas) con alargador.
  • Paños para limpiar.
  • Escoba.
  • Cubo con rejilla donde colocarás la pintura.
  • Pasta rellenadora para grietas u orificios.
  • Cinta de carrocero.
material para pintar una casa

Es indispensable tener todos los materiales a mano antes de iniciar la pintura de tu casa

¿Cómo preparar la fachada a pintar?

Necesitas tener claro que, dependiendo de la superficie de la pared de tu fachada, esta se debe preparar antes de pintar.

Independientemente de esto, el primer paso siempre será lijar la pared para eliminar la pintura anterior. La elección de la lija dependerá de la superficie y material a trabajar. Recuerda que no es lo mismo lijar un muro de ladrillos, que una fachada de madera.

Si la pintura previa es de esmalte al agua, bastará con limpiar con un paño húmedo. En cambio si la pintura previa es a base de óleo se requiere limpiar y aplicar sellador.

En el caso de una pared sin color, verifica bien la textura que tiene la superficie. Es decir, revisa el frisado previo para ver el nivel de porosidad que absorbe a la hora de colocar la pintura, esto incidirá en la cantidad de pintura a comprar.

Al tener preparada la fachada, ya puedes iniciar con el pintado de manera correcta.

Pintar una fachada correctamente

material para pintar una casa

Pintar una fachada correctamente

Si quieres pintar una fachada correctamente, te ofrecemos este pequeño paso a paso con trucos incluidos que te ayudarán a no cometer errores comunes de novatos:

  1. Limpiar. Sin importar la superficie que tenga tu pared, limpiar en seco es el primer paso a seguir. Puede ser que requieras limpiar con agua previamente si la pared está sucia. En este caso, espera que esté bien seca la pared antes de colocar la primera capa de pintura.
  2. Tapar objetos alrededor. En el caso de existir sillas, bancos, mesas, cualquier objeto que esté fijo y no puedas mover, cúbrelo bien para no mancharlo y así evitas tener un trabajo adicional de quitar la pintura que pueda salpicar.
  3. Cubrir el suelo. Recuerda colocar papel en el suelo para no manchar o que, de hacerlo, sea lo menos posible y así la limpieza al final no sea tan ardua.
  4. Cubrir contornos. En el caso de ventanas, puertas, tomacorrientes, todo lo que se pueda manchar, cubre con cinta de carrocero, no se despegará mientras estás pintando.
  5. Cubrir esquinas y bordes antes de pintar. Usa la cinta que ya mencionamos y cubre esquinas y bordes, sobre todo para no manchar el techo o los zócalos y dejarlos de otro color.
  6. Rellenar. Rellena todo orificio o grieta que se encuentre en la pared de tu fachada. Asegúrate de cubrirlos con el material adecuado, generalmente se hace con una pasta o masilla. De este modo, cuando pintes no se notarán esas marcas, si no se van a visualizar considerablemente. Ten en cuenta que al colocar la pasta en las grietas esta se adhiera bien.
  7. Pintar. La forma más cómoda de pintar es con un rodillo. Trata de no utilizar demasiada pintura, si tienes exceso se notarán unas partes más claras y otras más oscuras, esto ocurre porque la parte más pesada predomina. Trata así de ahorrar pintura y que esta no se riegue por toda la pared, dejando marcas.

Consulta nuestro post sobre tipos de pinturas para fachadas para no equivocarte con tu elección!

Elegir el color

Elegir el color que utilizaremos para pintar nuestra casa es uno de los pasos más importantes


Consejos finales

Te aconsejamos que:

  • Si es época de lluvia no pintes, perderás todo el esfuerzo y dinero invertido.
  • En el caso de ser época de calor trata de pintar a primera hora de la mañana o al final de la tarde, así tendrás un secado uniforme.
  • Si el viento está predominante pospón el trabajo, el secado se acelera y la pintura se cuartea.
  • Recuerda que se pinta de arriba hacia abajo.
  • Es necesario quitar los excesos de pintura una vez sumergido el rodillo en el cubo. Para esto utiliza la rejilla del cubo de pintura.
  • Usa el alargador para llegar a las zonas más altas, secciona la pared y pinta por partes, puedes colocar de dos a tres manos de pintura, depende de cómo vaya quedando el resultado.
  • Si la pared lleva dos o más colores, divide previamente con una cinta, luego de pintar con cada color, retira la cinta solo cuando esté bien seca la pintura.
  • Calcula la cantidad de pintura a usar. Una forma fácil de hacerlo es multiplicar el alto por el ancho de la fachada, restándole las superficies que ocupan puertas y ventanas.
  • Una vez pintada tu fachada, es importante realizar un buen mantenimiento a las paredes. Inspecciona si presenta o no grietas la pared y coloca la pasta rellenadora como corresponde. También revisa si existe la aparición de hongos y no olvides limpiar y retocar cuando sea necesario.

Tener la casa de nuestros sueños comienza con la fachada, si sigues estos tips lo obtendrás. Lo más importante es que te diviertas y disfrutes tanto el pintado como decorado.

Recuerda, no es solo pensar en lo hermosa que se verá esa fachada, también se trata de la protección que le darás a la estructura. Pintar tu propia fachada te permite proporcionarle las medidas necesarias para una vida útil más larga bajo diferentes condiciones ambientales y de humedades existentes, evitando posibles filtraciones y daños.


Otros consejos sobre cuidados de las fachadas

Si quieres otros posts sobre el cuidado de las fachadas echa un vistazo a: