Puede que seas uno de esos afortunados que poseen una bonita propiedad en alguna de las preciosas playas de España. Es probable, si es así, que ya hayas empezado a aprovechar el buen tiempo para hacer escapadas a tu segundo hogar. Por ejemplo en el puente de abril o en el de mayo.

Y puede que al volver después de tener la casa cerrada durante cierto tiempo te hayas dado cuenta de que estás algo harto de su decoración. Atrás quedaron los años en los que todas las casas de la playa se decoraban de la misma manera. Seguro que nadie ha olvidado los cabeceros de mimbre o los clásicos platos en las paredes. Igual que los muebles de madera propios de las zonas costeras.

No es que se trate de un mal estilo sino que este se ha quedado algo anticuado. Por este motivo desde IDEALIZA queremos ofrecerte algunos trucos para decorar la casa de la playa. Con ellos podrás darle una nueva vida a tu propiedad y lograrás que llame la atención como jamás habías soñada. ¿Te gustaría saber más al respecto? En ese caso, sigue leyendo.

Las mejores ideas para decorar la casa de la playa

Los colores, imprescindibles para decorar la casa de la playa

El color es una de tus mejores herramientas de trabajo para este proyecto. Jugar con los diferentes tonos de la naturaleza puede ser una apuesta segura, sin embargo hay que hacerlo con cabeza.

Las mejores recomendaciones para aplicar el color

  • Crear interiores blancos y luminosos. De esta manera tu hogar siempre será relajado y perfecto para descansar. El blanco o los tonos claros te permitirán que los muebles propios de la playa queden estupendamente.
  • Usar el color en los textiles e incluso en el mobiliario. Pero que pintemos la casa de blanco no quiere decir que renunciemos al color. Este está presente de forma natural en verano por todos los lados. Incluso la fruta de esta temporada se caracteriza por sus tonos brillantes. Los textiles son ideales para aportar la nota de luz a nuestras casas. Puedes hacer auténticas virguerías combinando el blanco con azules claros. Por ejemplo con una nota de este color en ciertas piezas de mobiliario o en los textiles. El porcentaje de estos colores debe de ser de un 60 % para los tonos claros, un 30 % para el tono secundario (en este caso el azul) y un 10 % para el tono que marque la explosión de color.
  • Crear fachadas divertidas en tu hogar. Si no existe ninguna restricción de color para pintar las fachadas en la zona donde tienes la casa, no lo dudes y decántate por darle una nota de luminosidad. En Canarias son muy dados a pintar las casas de colores y quedan verdaderamente tropicales y divertidas. Puedes apostar por tonos pasteles y cálidos o por colores más brillantes. En la variedad está el gusto.fachadas divertidas

Y por último…

  • Crear paletas de colores inspiradas en el exterior. Puedes hacer paletas de colores inspiradas en la naturaleza y en el verano para decorar la casa de la playa. Por ejemplo los tonos cálidos con un toque rojizo y anaranjado te recordarán a la puesta de sol tan clásica en verano. Estos tonos quedarán genial en tu vajilla y en los complementos textiles. Incluso puedes añadir velas aromáticas de colores amarillos, anaranjados o rojos. Si prefieres que el mar sea tu inspiración apuesta por los tonos turquesas, blancos y azules pálidos. Una mezcla muy propia de estas casas de verano y que nunca fallan. El resultado será espectacular.

La madera y el mimbre triunfan en las casas de verano

La madera y el mimbre son materiales propios de las casas veraniegas. Sus colores cálidos y sus formas únicas quedan a la perfección en este tipo de propiedades. Ofrecen un aire mucho más natural que se adapta bien al entorno en el que se ubican estas viviendas. Apuesta por los barnices claros y combina piezas con estos materiales.

El mimbre ye l ratán pueden ser la solución ideal para tus zonas de exterior.

No olvides el toque único de las alfombras

Muchas personas creen que las alfombras son una complemento que solo sirve para e invierno. Pero no hay nada más lejos de la realidad. Existen alfombras de materiales muy ligeros que son perfectas para vestir de color nuestras casas de verano. Por ejemplo las alfombras de yute, de algodón o de lino pueden aportar el toque único y divertido a cualquier sala.

alfombras de verano

Los objetos decorativos, un must de decorar las casas de verano

Cualquier casa de verano que se precie tiene que tener una decoración ligera y agradable que nos encandile y nos permita descansar. Por desgracia muchos propietarios terminan por aplicar siempre los mismos objetos decorativos y crean espacios monotemáticos y poco atractivos.

No te quedes en lo de siempre y apuesta. Busca motivos diferentes, estampados alternativos, texturas de infarto… La iluminación a base de farolillos puede quedar genial. Igual que el uso de jarrones y plantas decorativas para unir el interior con el exterior.

Las vajillas con motivos florales y colores marinos siguen funcionando a la perfección en este tipo de espacios. No renuncies a este clásico si eres un amante de la buena cerámica.

Otros artículos de IDEALIZA

En IDEALIZA nos encanta tenerte al día sobre reforma, decoración, trucos e ideas y subvenciones para mejorar tu hogar. De ahí que tengamos un apartado de noticias especialmente diseñado para ofrecerte la mejor información al respecto. Te animamos a que antes de marcharte eches un vistazo y consultes otros artículos de nuestro blog. Si te ha gustado este artículo sobre Trucos para decorar la casa de la playa estamos seguros de que los siguientes también te interesarán.

Trucos para decorar la casa de la playa
Rate this post